21D Jornada de Consejo de Ministros y protestas
Report Fotografía / 10 de enero del 2019
Texto y Fotografías: Eloy de Mateo
Protestas 21D en Barcelona Foto Eloy de Mateo
Mossos d’Esquadra frente a los manifestantes en las inmediaciones de la Vía Layetana en Barcelona / Foto: Eloy de Mateo
El consejo de ministros en Barcelona, que en un principio fue un gesto de acercamiento entre el gobierno del estado y la Generalitat, se celebró el 21 de diciembre del 2018, esta fecha se convirtió en una oportunidad de propaganda por ambas partes en la que se representó un escenario de extrema tensión, en el que se anunciaba la mayor de las violencias.

En el ámbito de la propaganda, hubiera sido una victoria por parte del independentismo, que el consejo se hubiera anulado, pero esa es una victoria que el gobierno no estaba dispuesto a dar.

Dadas estas circunstancias, desde la propaganda independentista había la obligación de representar la oposición a la celebración del consejo en la ciudad de una forma contundente y, aprovechando esto, desde el unionismo se anunciaba una jornada de extrema violencia por parte de los independentistas, con el objetivo de criminalizarlos y generar miedo en la población.

En algunos foros y medios de comunicación no se dudó en mentir de la forma más desvergonzada, anunciando terribles planes por parte de los CDR presentándolos como dispuestos a iniciar la guerra, llegándose a hablar incluso de muertos.

Las predicciones más delirantes las aportó Alejo Vidal Quadras, el fundador y ex miembro de Vox, explicó cómo se iba a tomar el Parlament y la Generalitat.
La ANC llamaba a la población a acudir con sus vehículos a Barcelona para colapsar la ciudad y hacer imposible los desplazamientos por sus calles, de esta forma se impediría que los asistentes al consejo pudieran llegar a su destino, también convocaba una masiva manifestación por la tarde en el Paseo de Gracia y la Inter Sindical anunciaba un paro general en toda Catalunya.

Tras tanta irresponsabilidad y disparate propagandístico, afortunadamente, dos días antes de la celebración del consejo de ministros, se empezó a bajar el tono y a dar mensajes en favor de la calma, temiendo que iban a acabar organizando una desgracia.

Finalmente, el 21D fue una jornada conflictiva pero no se llegó a los anunciados y por algunos deseados, niveles de violencia extrema.

El llamamiento de la ANC no tuvo ninguna repercusión y nadie le hizo caso, tampoco se hizo el paro general propuesto por la Inter Sindical.

Sin embargo, fue una jornada muy tensa y complicada. Los principales hechos que se produjeron fueron unas cargas en la manifestación en "Drassanes", cerca de la "Llotja de Mar", el edificio donde se celebraba el consejo y más cargas en Vía Layetana.

En la Vía Layetana, para acabar de disolver definitivamente a los manifestantes, los mossos realizaron unas cuantas pasadas a toda velocidad por la avenida con las furgonetas.

El balance final ha sido de 19 detenidos, 17 en Barcelona y 2 en la Ampolla, se han atendido a 62 personas por contusiones, no han habido heridos graves, excepto un manifestante que ha tenido que ser hospitalizado por el impacto de una bala de foam y al que ha habido que extirparle un testículo.

Durante la mañana, mientras se producían estos altercados, Ómnium Cultural organizaba un acto frente a la "Estació de França", también cerca de la "Llotja de Mar", se trataba de la representación de un juicio popular a la democracia española, el acto se ha realizado sin ningún incidente.

Por la tarde se celebró la manifestación convocada por la ANC, que fue masiva, llenó el Paseo de Gracia y tambien transcurrió sin incidentes.
Intervención de Vidal-Quadras en el programa “El Gato al Agua” de Intereconomía
Por su parte, el president de la Generalitat, Quim Torra, alentaba a la movilización popular y desde la CUP, en un discurso demencial, se ponía en duda que quemar containers y atentar contra el mobiliario urbano, fuera violencia.
<< Deslizar horizontal y verticalmente >>